miércoles, 5 de julio de 2017

OLVIDO





El olvido huele a polilla y alcanfor, es como el caramelo que se deshace en la boca y deja un gustito y luego se va.
Huele a un cero a la izquierda, a un mar sin salitre, a un amanecer en calma.
El olvido es una gota de sudor que se ha secado al sol. Una cicatriz que ya no duele, un disparo que no llega, un color, de tan descolorido, ajado.
Es una piedra y una roca erosionadas por el tiempo. Un sabor que ya no sabe. Un dibujo difuminado en la memoria.
Es un aprendizaje, un camino. Cuando se echa a andar por él, se dejan atrás las propias huellas.
Es algo así como que los besos que te di ya no son míos ni tuyos. Ya son de nadie.
Huele a pérdida, a tierra pisada, a desprecio, a nada bueno. Si tú olvidas no huele a nada, como el agua pura, pero si eres el olvidado huele a nuez moscada. A veces huele a perdón, otras a descuido, a paz, a indiferencia, a cuarto cerrado y papeles mohosos, a persianas bajas. a flor marchita, a un rayo de luz que se cuela y hace danzar al polvo.
Sabe a cerezas agridulces, a manzanas asadas, a momentos pasados que flotan en el aire, inodoros e insípidos.
Tiene el tacto de la prisa, de la culpabilidad y el intento de reparación y cuando regresa trae la memoria que nos arrebatamos.
Huele al paso de la tormenta que lo arrasó todo.
Huele y sabe a nada. No es poético, es seco, simple, conciso y aburrido. 
Huele a piñata de pobre, a sábanas sin dueño, a frasco de perfume vacío,
a nada.

   

Recordando.

19 comentarios:

  1. Todo eso tan poéticamente descrito y al final puede ser de gran alivio, muy liberador.
    Un beso de anís.

    ResponderEliminar
  2. Descripción demasiado generosa para una palabra/acción horrible... En casi todos los sentidos 😞...

    Besos hermosa... Espero que tu París esté bien florecido 🌹...

    ResponderEliminar
  3. A una nada que el recuerdo puede poblar de sueños o pesadillas.

    un beso enorme

    ResponderEliminar
  4. bien quedan los recuerdos

    aunque a veces el olvido es necesario para avanzar

    besos

    ResponderEliminar
  5. Si, muy cierto, pero a veces también puede resultar un bálsamo milagroso, un antídoto poderoso para curar recuerdos que hieren, entonces, una dosis de olvido y se suspira relajado, y la mente y corazón atormentados, descansan un poquito, aunque solo sea, un poquito... :)...
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  6. De la nada, el olvido, lo ajado, descolorido... creas belleza, y acompañada de buena música y coro

    Sublime, me gusta.

    Saludos !!

    ResponderEliminar
  7. Yo procuro olvidar los malos recuerdos, aunque desde luego no resulta fácil; es más, creo que hasta de vez en cuando es bueno traerlos a la memoria, porque siempre se pueden poner peor las cosas. Y aquellos malos recuerdos, puede que sean una menudencia.

    Besos EVA.

    ResponderEliminar
  8. Y esa misma palabra es dulce y amarga, todo es cuestión de que lado del recuerdo te encuentres

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Piñata de pobre??? sin dulces?

    Besos Eva

    ResponderEliminar
  10. Gracias Eva.
    Por describir tan ampliamente lo que es el olvido.
    Una sola palabra te ha inspirado tanto y tan bien.
    Cuando se olvida lo desagradable es un alivio, cuando nos olvidan o olvidamos lo más bello de la vida es un desgarro del alma.
    Un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  11. Olvidar lo doloroso es comenzar a caminar nuevamente.Lo has pintado maravillosamente Zarza. besos

    ResponderEliminar
  12. Dar al olvido todo aquello que nos impida ser felices...
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. El olvido no es tan fácil, a veces el olvido.... es el recuerdo. Besos y no me olvides.

    ResponderEliminar
  14. Me encantan esas metáforas para definir el olvido, Zarzamora.
    ¡Desde luego hay que descubrirse ante tu talento!
    Salu2 admiratifs.

    ResponderEliminar
  15. El olvido a veces nos permite
    seguir avanzando sin
    una carga que se ha hecho
    muy pesada.

    Un montón de besos Eva.

    ResponderEliminar
  16. Sin embargo el olvido es a veces lo único que puede curar un corazón herido.

    Aunque sea tal y como dices y te deje " sin nada" y únicamente deje de existir dolor.

    El olvido podría ser la mejor bendición.

    Besos.

    ResponderEliminar
  17. ¿Qué es el olvido? Cuando ya no recuerdas. Leo y reflexiono en cada palabra. Sí, también el olvido es todo eso, aunque sea el camino que inicia el olvido.
    Y qué razón: huele a cuarto cerrado y persiana bajada. O será que así es uno de mis inicios.
    Sea lo que sea, bienvenido sea el olvido si nos despeja la emoción para retomar la vida.

    Un beso enorme, querida Rebelde.

    ResponderEliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva