martes, 3 de febrero de 2015

RECUENTO




Pensó en todos aquellos a los que ayudó.
En todos los que lo ayudaron pero que no le aportaron nada.
En los que gravitaron en torno a él por lo que representaba antes de la caída.

Y la agenda se le cayó de las manos.


26 comentarios:

  1. Yo te la recojo...
    ...Y te apunto en una esquina mi nombre para darte las gracias por todo lo que me has dado en letras... la vida siempre nos da... ¡a veces de lo lindo! jajaja meencató esta peli.. y esta escena alucinante! ..¡¡PRIME!! jaja


    Muaaaaaaaaaaks! graciasss.. tú sabes ! ;))

    ResponderEliminar
  2. Hay quien se arrima al sol que más calienta, y solo por interés. El mundo está lleno de desagradecidos. Como decía mi padre, mientras más se agacha uno más se le ve el culo. Muy marchoso el vídeo.

    Besos EVA.

    ResponderEliminar
  3. Tal vez no sean muchos, tal vez sorprenda que sólo sean unos pobres fieles a tu agenda. Pero piensa que aunque no todos te juren fidelidad, te quieran a toda costa y en cualquier situación, al menos los que sí lo hacen, merecen tanto la pena que no podrías vivir sin esas personas :)
    Un besito.

    ResponderEliminar
  4. Recuentos que no sirven mucho, lo que se dio se dio y si no hubo devolución o fue insatisfactoria, habrá que abrir otra agenda.
    Esa peli fue espectacular y esa escena impresionante.
    Buen martes, Zarza, con un abrazote.

    ResponderEliminar
  5. aunque quede vacía, tendrás en la cabeza números y nombres que nunca se olvidan

    ResponderEliminar
  6. Hace muchos años que no reviso ese apartado en la agenda de mis recuerdos, no merece la pena ya...
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  7. Al fuego las agendas!
    Mejor mirar esa estupenda video !

    ResponderEliminar
  8. A la hora de la verdad... son poquísimas las personas que están ahí. Y hay épocas en la vida en que son tan pocas tan pocas... que solo queda una.

    Pero esa una vale por mil. Porque esa una eres tú mism@, y es la única que nunca te abandonará (aunque tantas veces nos empeñemos en darle la espalda).

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. triste.... pero si uno es el que vale, entonces se saldrá adelante.... salu2 Zarza...

    ResponderEliminar
  10. Así es lao vida....
    All that Jazz una película brillante y esta canción es magnífica.

    felicitaciones por el premio que te han pasado.

    ResponderEliminar
  11. Pero los buenos no están en la agenda, están en el corazón.
    Bailemos la danza de la lluvia de besos, por supuesto!

    ResponderEliminar
  12. Bueno recogerla e iniciarla de nuevo.

    Besos Evita.

    ResponderEliminar
  13. Madreselva:
    Hay que borrar datos de la agenda, o arrancarle hojas...
    Salu2 agenderos.

    ResponderEliminar
  14. Hace tanto dejé el hábito de las agendas físicas, y ahora sólo tengo una ¡en el corazón! Gracias por vuestra reflexiva entrada, querida.

    ResponderEliminar
  15. Se le cayó la agenda porque se detuvo especialmente en lo negativo.
    Si había ayudado a muchos y otros tanto le habían ayudado, creo que mirado de otra forma, gana lo positivo.
    ¿Qué quiere decir "le ayudaron pero no le aportaron nada"? Cuando alguien ayuda o lo intenta, ya está aportando algo muy valioso.
    Los que pululan alrededor cuando creen beneficiarse de algo y luego se alejan, son mezquinos y a esos debería haberlos borrado antes de la agenda, pero hay gente a la que le gusta estar rodeados de una corte que engorda su ego.
    Bueno, has citado tres categorías de personas y podemos reflexionar y mirar nuestras agendas por si acaso...

    Un abrazo, Eva.

    ResponderEliminar
  16. Todo el mundo nos aporta cosas. Y, si no es así, la culpa es nuestra.

    ResponderEliminar
  17. Al final, solo quedan las primeras citas, son las que se apuntan con ilusión y sin interés...."bye bye life" me encanta la coreografía está muy currada. Besotes.

    ResponderEliminar
  18. Imposible no temblar ante un desenlace ... Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Muy bonito escrito , te deseo un feliz día besos de flor :-)

    ResponderEliminar
  20. A veces… no sabemos distinguir cuándo una persona nos está restando o sumando, ya sea porque esa persona nos tenga hipnotizados o seducidos o bien porque no queramos ser conscientes de la realidad.
    Las que aportan, tienen la mente abierta, son capaces de respetar todos los estilos de vida y siempre estarán abiertos a los cambios. Son personas que no quieren complacer a todo el mundo, pero que sin embargo, suelen atraer a todos…

    Jajajaja, ya ves...siempre tarde.

    Beso.

    ResponderEliminar
  21. Así es.
    Solos en medio del derrumbe. Quedan poquitos, los que de verdad importan. Pero los de la agenda es otra cosa.

    Besos, querida Eva

    ResponderEliminar
  22. Todos los que van llegando los apuntamos en "esa" agenda, pero pocos quedan guardados en el corazón, que es donde realmente se quedan inscritos los verdaderos...
    Para mi solo hay dos clases de personas, las que nos dan lecciones y las que nos dan crecimiento...Ambas son válidas...La elección la hacemos nosotros, querer dejarlas o borrarlas de la agenda...

    Mis cariños mi apreciada Eva ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uff!!!
      Yo no tengo corazón, querida...
      Y sólo dos tipos de personas??? que corto se queda lo verdadero...
      Por suerte, la vista siempre amplia, y mucho más visionaria, que esa corta visión...
      Mis cariños también, Rayito.

      Eliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva