viernes, 14 de abril de 2017

ABAJO LAS CAENAS


                                                            Quema de libros, 30 de abril de 1939.

Proclamado Auto de fe  y llevado a cabo por la Falange en la Universidad de Madrid. El objetivo consistía en la construcción de una España Una, Grande y Libre. Por ello se condenaron libros por la siguiente razón: 

"Con esta quema de libros también contribuimos al edificio de la España, Una, Grande y Libre. Condenamos al fuego a los libros separatistas, liberales, marxistas; a los de la leyenda negra, anticatólicos; a los del romanticismo enfermizo, a los pesimistas, a los del modernismo extravagante, a los cursis, a los cobardes, a los seudocientíficos, a los textos malos, a los periódicos chabacanos. En España los hombres jóvenes tienen el valor de quemar vuestros libros y, sobre todo, de quemarlos sin un gesto de aflicción".

Entre ellos, se quemaron autores como Freud, Lamartine, Voltaire, Rousseau. Marx, etc. ABC en una de sus columnas lo tituló : La Fiesta del libro en Madrid. (pinchad el enlace para más información).  Y sobre una breve historia sobre la quema de libros : Aquí,  para los comparatistas.

Esta purga ya había comenzado  en la Dársena de A Coruña en el 36.



                                                                         No, no es lo mismo,






Una dictadura solapada por los hijos de los hijos... y una nueva República.


Con introducción y epílogo de Chaplin en el Gran Dictador os dejo con Nach. 




                                    Un 14 de abril, se proclamaba la IIª República en España.
                                                                            Frágil. Desunida.


                                                                    Sin olvido, y por la memoria.





12 comentarios:

  1. Esperaremos... No hay dos sin tres

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Hay hechos de la historia que no podran ser recordados jamás, sin que broten las lágrimas, Eva.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Un gran homenaje al 14 de Abril, una fecha para no olvidar. Me uno a tu entrada republicana

    ResponderEliminar
  4. Es un verdadero peo mental lo que produce todo eso... :(
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  5. Para mí, la quema de libros, es una gran injusticia. Un abrazo querida Eva.

    ResponderEliminar
  6. Estoy contigo
    Hasta la victoria final

    ResponderEliminar
  7. Me encanta que estés tan activa y batalladora...

    Besos Zarza desde el sur...

    ResponderEliminar
  8. Quema de libros, quema de personas que no encajan con ideales, quema por la palabra... la Gran Hoguera de la intransigencia.
    La herida quiere curar, pero estará el recuerdo de la cicatriz, por más que el cuchillo quiera que se olvide. Es imposible.

    Besos, querida Rebelde.

    ResponderEliminar
  9. Obviaron decir una España analfabeta y manejable en manos de déspotas sin corazón...
    Lo peor es que a pesar de grandes cambios...hay cosas que no cambian y aquí estamos ahora, por un lado avanzados a base de saltar obstáculos y ahora mismito en puro retroceso con sumisa aceptación.
    Perdona, pero estos temas me desatan.
    Besos muchos.

    ResponderEliminar
  10. Hay cientos de ejemplos de gobiernos que creen que pueden borrar la historia de lo acontecido antes de su llegada, siempre es señal de debilidad, de fracaso y miedo.
    El caso de España, aunque se demoró en llegar, no es diferente.

    Saludos,

    J.

    ResponderEliminar
  11. Impresionante el homenaje en Berlín a la quema de libros de los nazis, supongo lo conoces, mi querida Eva.
    Ya sabes, vuelvo de tiempo en tiempo (estoy más en fb, me resulta más práctico)
    Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  12. Está bien recordar ciertos momentos de nuestra historia para que no se nos olviden...
    Besos.

    ResponderEliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva