jueves, 9 de agosto de 2012

Fausse note


Te has encaprichado conmigo, por un comentario, por un correo en el que apenas nos hemos cruzado unos besos de compromiso y un poco de afecto.
Yo en el fondo, no estoy enamorada de ti, no me importas en absoluto. Sólo intentaba ser amable contigo.

Desde entonces tus entradas me asustan, me ponen la piel de gallina.  Y aún así intento seguir siendo amable contigo.
Creo que en el fondo quien tiene la culpa soy yo por haberte alimentado una ilusión, por dejar que tu fértil imaginación hiciese de mí una silueta de alguien que no soy, pues no podrías siquiera imaginar mi vida.
Suelo decir te quiero mucho como  me tomo los cafés y eso siempre me juega alguna mala pasada de la que luego no sé ni como salir. 
Mi ilusión vuela cada noche hacia un rinconcito del Mediterráneo donde arrebujo mis sueños, pero donde tú no tienes cabida y sólo pertubas con tu insistencia ese remanso de paz alimentando mis miedos. 
Sé que te vas amoldando a mí,  que me acaricias con tus alas desplegando lo que sólo son tus deseos a lo que son mis gustos. 
Has espiado hasta el menor gesto en cada comentario, en cada entrada, para agradarme, para intentar entender quien soy y adentrarte en la intimidad de mi persona.
Yo no necesito cambiar ni un ápice para agradarle a nadie, es más, siendo cruel, diría que hasta me da pena ver cómo te evidencias y te lastimas. 
Espero que se te pase pronto esa manía tuya de herir deliberadamente a quien me quiere, pero te lo perdono porque no es ninguna crueldad querer a quien no nos quiere. 
Esto del blog puede ser una terrible traición a los sentimientos.  Yo gasto la palabra con dulzura o rudeza, con ironía o sarcasmo pero tú solo ves en ellas lo que quieres leer en la interpretación enfermiza de lo que sientes. 
No sé dejar comentarios,  ha de ser eso. Te prometo a partir de ahora controlarlos más e intentar ser más cuidadosa con las palabras para que no las puedas malinterpretar. 




35 comentarios:

  1. Si es que despiertas pasiones allá donde vas.
    En persona, en comentario, en post, en mail y hasta en sueños.

    Vas a volvernos locos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Siempre me molestó esto de moldearse al capricho del ser a quien se cree amar, adaptarse para agradar.
    La verdad es que la bloggosfera cuenta con esos peligros, el riesgo de la comunicación escrita da mucho margen a la interpretación.
    Algun@s les fascina la seducción de la palabra,el juego que da, pierden el norte y la realidad, pero como dice Sabina y cito textualmente:
    "Si quieres quererme voy a dejar de querer.Si quieres odiarme
    no me tengas piedad, pero hay una cosa que no vas a lograr y es hacer negocios con la necesidad.
    No, no, no puedo enamorarme de ti... "

    Enamorarse en blogger es factible, pero para conseguirlo así,de este modo, hace falta tiempo, química, dedicación y sinceridad, pero sobre todo ser cómplices de verdad.

    Me ha gustado mucho la entrada nena... muy logradita... (sonrío)

    Besitos mediterráneos preciosa.

    ResponderEliminar
  3. Eva muchas veces nos pasamos en amabilidad, en palabras cariñosas que se malinterpretan pero no debemos hacer mundos de este medio virtual en el que puedes sentir afectos, sintonía y posiblemente algo más, pero supongo que nadie escribe como medio para conseguir algo, más bien como desahogo y soltar lo que llevamos dentro, para tratar de sacar una sonrisa o una lágrima.

    No debemos dar importancia a lo que realmente no la tiene, demasiadas trabas nos pone la vida para encima aumentarlas con esta caja tonta.

    Un beso con afecto.

    ResponderEliminar
  4. así pasa, a veces los que escribimos solo nos basta un pequeño roce , o un gesto leve y todo el poemario se escribe
    "Piedra y Gaviota" es un ejemplo de ello

    Me alegro por ti por inspirar textos y que seas Musa para esa persona que te idealiza e inmortaliza


    besitos y feliz feliz semana

    ResponderEliminar
  5. Clara como el agua clara.
    ¿Has visto "Delicadeza"? me has recordado una de sus mejores escenas.

    ResponderEliminar
  6. A mi me da hasta pena esto, porque es cierto que la palabra es arma de doble filo, y me apena que se armen confusiones motivadas por una necesidad grande y grave. Y es que esto ha pasado a ocupar el lugar de la comunicación en persona, y la gente llena sus vacíos de este modo.
    En fin, es una entrada muy actual,Eva,muy actual...
    Directa y sincera.

    Abrazos miles, Eva querida.

    ResponderEliminar
  7. Más claro, imposible. Seguro que ahora ya lo entiende. Si te dijo que hace tiempo dejaba comentarios cariñosos, así, normales, como somos, a un bloguero y me pidió por favor que no lo hiciera que la mujer estaba celosa!!!
    Muchos besos, Eva.

    ResponderEliminar
  8. que gente rara no? me gustò el psot, es fuerte y en un punto hasta da miedito ja...

    pero sos brava eh! rompecorazones...

    salu2...

    ResponderEliminar
  9. La palabra siempre es fuente de malas interpretaciones, más si está escrita, la de problemas absurdos que se crean por una interpretación en el tono de lo escrito!!!
    Pero también es verdad que quien se amolda para gustar no se define a si mismo@ como transparente.

    Más claro no se puede decir.
    Y es que... los correos nos confunden!!!
    (A algun@s)

    Besos Eva, menos mal que vas armada :D

    ResponderEliminar
  10. Vaya, que se te han enamorao y todo. En fin, si te paras a pensarlo es todo un halago para tus letras.

    A mí no me disgustaría que se enamoraran de mis versos, el único impedimento que le vería es que sufrirían una gran decepción conmigo, no por nada, aparte de poca cosa, lo tendrían crudo, pues salud poca, dinero mejor no comentar, pero de amor bien gracias.

    Yo te voy a seguir mandando besitos Eva, por supuesto todos castos amiga mía.

    ResponderEliminar
  11. Me has dejado petrificada de admiración EVA ¡¡yo jamás de los jamases sería capaz de escribir una entrada como esta !! y mira... alguna vez se me ha pasado por la cabeza, pero no podría.

    Es cierto que a veces, algunas personas, afortunadamente no demasiadas, creo que son la excepción, confunden la velocidad con el tocino. En mi caso, que comento, escribo y hablo desparramando mimos porque además de que soy así, me gusta y no sé hacerlo de otra forma, sólo en dos ocasiones lo he pasado realmente mal ( una de ellas reciente) mi conclusión es que hay mucha gente enferma de soledad que se agarra a un clavo ardiendo, viendo lo que no hay y entendiendo lo que nadie entiende. Luego hay enfermos obsesivos, de esos aquí, a Dios gracias no he sufrido, en la vida real una vez y no se lo deseo al peor enemigo:-)


    En fin, cielo... ¡¡más clara que le agua!! ¡¡más contundente que una apisonadora!! ¡¡tremenda!! si no lo pilla... ve llamando al 091 es de los cabeza buque:-)


    Muaaaaaaaaakss inmeeenso, espero que tu talón vaya tan potente y enérgicamente bien como se te lee a ti:-)



    Cuídate mucho, EVA.

    ResponderEliminar
  12. Hay que tener mucho cuidado con este tipo de cosas, no sabemos como interpreta cada uno un beso o una palabra cariñosa, mejor poner distancia y a otra cosa.

    BESOS.

    ResponderEliminar
  13. Zarzamora, presiento hoy más que nunca que tu relato se basa en una experiencia personal, y mientras lo leía, sentía miedo y cierto agobio. Miedo porque el mundo, da igual si cibernetico o real, está repleto de personas que se montan su película y pueden amargarnos la existencia, a poco, que nos quieran hacer protagonistas de ellas. Y agobio, poniendome en la piel de esa victima de acoso.

    Los blogs literarios, son literarios, por mucha camaradería que exista en los comentarios y cariño que se pueda agarrar a esos locos que comparten tu misma afición por las letras; nunca deben confundirse con un lugar de citas.

    Ánimo y a seguir escribiendo como lo haces. Ah y a recuperarse.

    Bessets.

    ResponderEliminar
  14. A veces un comentario sin mala intención se interpreta mal
    y deja mal estar, yo creo que
    eso no debiera ser motivo
    para perder la buena onda
    entre blogueros.

    Un abrazo muy grande
    y deseos de que ese
    pie ya camine fuerte.

    ResponderEliminar
  15. Me ha gustado mucho la manera de transmitir esta entrada, Eva.

    Y es que en este mundo de internet, donde no se ven las caras, ni los ojos, ni los gestos, ni expresiones, se leen las letras donde van escritas sentimientos internos, pudiendo llegar a tergiversar los términos confundiendo las cosas quiénes lo lean, y donde exista amabilidad se puede llegar a malinterpretar por alguien. Es lo peor de este mundo, la confusión, el confundir las cosas, cuando lo que puede haber es simplemente, cariño y amistad.

    Y dicho todo esto que te he dicho yo... te quiero, porque eres un sol jajaja.

    Un besazo guapísima.

    ResponderEliminar
  16. ¿Será verdad? ¿Será mentira? ¿Será pura creación literaria? Quien sabe, pero no discuto que haya sucedido en algún momento con algunas personas. ¿Será frecuente? No creo que sea posible enamorarse de unos poemas al extremo de crear obsesión. Debe de existir algo más. Ni tampoco considero que por unos comentarios haya algún trasnochado que se enamore, pero todo cabe en lo posible y en la viña del Señor hay de todo.

    Preciosa entrada de nuevo mi querida Evita. Es lindo encontrarse con cosas tan diferentes cada vez que entras a un blog amigo. No cansas a tus lectores que siempre esperan algo nuevo.

    Felicitaciones hermana.

    ResponderEliminar
  17. Preciosa entrada querida Eva, un gustazo regresar por aquí...sin duda que esto de enamorarse por blogger no es factible, en general por la web, ya que no es lo mismo que tener a la persona de frente...pero para gustos los colores ;)

    Un besito

    ResponderEliminar
  18. ¡Ay, que penita y que doló, ahora todo se acabó...!
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  19. Eva, tu post me causo tristesa solo una inmensa soledad y falta de afecto puede llevar a querer ser quien no se es.
    Comprendo que no tienes porque hacerte cargo del problema de otro.
    Pero no deja de se triste el desamor.
    Un beso

    ResponderEliminar
  20. Los blogs son una trampa y los comentarios son cuchillos.

    un beso.

    ResponderEliminar
  21. hace muchos años, recién descubierto este "país" alguien me dijo que aquí estamos como frente a un espejo y vemos o intuimos o creemos lo que ese espejo nuestro quiere reflejar.
    Aquí se magnifica todo, no sé si porque en realidad es así, o por nuestras necesidades de que lo sea.

    Yo creo que con tu texto ha quedado claro lo que intentas transmitir, pero siempre estará el otro minimizando lo que dices y, magnificando su espejismo.

    Besos

    ResponderEliminar
  22. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  23. Creo que un@ debe ser consciente de donde está en cada momento. Ser amable, cordial y correcto en la blogofera no implica otra cosa. Pero como de todo hay en la viña del señor (como dicen por ahí) la blogosfera no iba a ser una excepción.

    Bss.

    ResponderEliminar
  24. En el momento en que se escribe y damos al enter, estamos expuestos a cualquier interpretación. En este caso, me parece que ha llegado tan lejos o tan cerca como la mente y sus circunstancias reales moldean lo que lee.
    En cualquier caso, me ha parecido una aportación muy interesante esta entrada.

    Saludos

    ResponderEliminar
  25. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  26. Siempre me ha llamado la atención observar como hay gente que se hace películas con cualquier guión y hasta asumen el rol protagonista, cuando el o la autora no lo ha atribuido en particular a ellas...

    ResponderEliminar
  27. Mare de deu. Si más clarita no se puede ser... si no se da por vencido, se lo puedes escribir en francés. Pero tía, entiéndelo... tu letra engancha ;-)

    Besos, guapa.

    ResponderEliminar
  28. Terrible! Porque a veces el blog acaba siendo el mundo...Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. A mí no me ha gustado que digas los tequieromuchos como te tomas los cafés.

    Hay personas que están muy solas. Y un tequiero dejado ir como quien ofrece una galleta se puede atragantar...

    No te lo tomes a mal, por favor. No es mi intención criticarte ni juzgarte, es sólo lo que pienso. Nada más. Créeme cuando te digo que no eres la única que ha salido mal parada de este tipo de situaciones.

    Un beso, y espero que se solucione bien para ambas partes. Sin escenas trágicas.

    ResponderEliminar
  30. Pues doy contigo desde el blog de la Bitácora. Es muy interesante lo que propone tu entrada.

    Resumiendo yo diría: la blogos la carga el diablo, al menos en esas cosas a las que te refieres. Nunca sabemos quién está detrás de un perfil y siendo así, que lo es, hay que andarse con tiento. Un beso como firma no tiene ninguna importancia, máxime y se hace de manera generalizada y eso queda en evidencia. Ir más allá, ya es un riesgo completamente innecesario.

    Buena reflexión.

    Saludos

    ResponderEliminar
  31. ¡Oh, maiGod! ¡Un loco enfermo-acosador-incapaz-de-discernir-entre-la-vida-verdadera-y-la-virtual! Es adorable. Mándamelo. Le haré patatas fritas y luego le invitaré a pasar a mi horno crematorio.

    Maravilloso, nena. Maravilloso.

    ResponderEliminar
  32. Vaya, vaya...si tu texto de hoy es real, estás en un aprieto.Y si no, seguiré el juego y diré que también. Es verdad que hay quien se cree más de lo que hay y confunde las cosas. Suele ocurrir con la palabra escrita para bien o para mal.
    Estoy contigo: tú no tienes porque cambiar. Es él el que tiene que abrir los ojos. Pero no siempre es fácil.
    Me gustó cómo lo contaste. Sí, señora.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Hola Eva he llegado hasta tu casa y me ha gustado mucho lo que visto, si me lo permites me gustaría quedarme.
    Un saludo y te invito a la mía

    ResponderEliminar
  34. Eva, palabras justas.. momentos justos. Dureza y dulzura tienes. El que cambia para agradar a alguien, termina perdiéndose. Un gusto pasar por aqui!

    ResponderEliminar
  35. Es curioso.
    Debe ser la edad.
    No me creo nada.
    Nada.

    ResponderEliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva