jueves, 14 de noviembre de 2013

DE MERMELADAS Y OTRAS HIERBAS

Tus besos se funden en la sangre de mis venas, y se destila en el licor de ese trayecto que va de tu lengua a la mía, desde la embriaguez de tu mirada hasta llegar a languidecer en mi aliento. 
Siento tus manos recorrerme por la espalda, e ir bajando por las caderas, esas tus laderas, y entonces me abro a ti como una flor perdida en el jardín de tu cuerpo, como esa rosa de los vientos que espera tu corola como abeja en busca de panal, libando la ansiedad que se desata en el vaivén de nuestros cuerpos.
De abajo arriba me recorres, los pies, los muslos, ese triángulo mío donde cobijas tus miedos, y donde perderte es encontrarnos de nuevo, y sigues trepando lamiendo las cimas de un amanecer que sólo tu deseo ha despertado en dos erguidos sueños.
Quiero que bebas cada recoveco de esos pequeños montes con tu savia, y perfumarlos de mermeladas que nos aromen este instante.
Fresa, dulce de leche, moras, o madreselvas, te quiero y deseo rebelde, como esos sueños erguidos, que se llaman pezones, y  endulzas y perfumo, con tus deseos.






                                                                 

P.S. Como veo que todos se quedaron con esa mermelada... (hombres y mujeres, en comentarios y correos) les dejo un pequeño corto, el resto, ya lo pondrán Uds.
;-)
De no haberlo probado... no saben lo que se pierden.
:P
Ando de viaje y espero disculpen mi ausencia.

          


30 comentarios:

  1. Qué exquista y embriagadora sensualidad...
    Me encantó.
    ;)

    ABRAZO GRANDE, Y FELIZ VIAJE, amiga querida.

    ResponderEliminar
  2. necesito encontrarme un hombre que le guste el dulce y por supuesto no sea diabético!!!

    ResponderEliminar
  3. Después de tan dulce pasión, Eva querida, tómate un receso y disfruta viajando, bien que te lo mereces.
    Besos besos besos

    ResponderEliminar
  4. Comida y sensualidad, maridaje perfecto. Sazonado con besitos. Envuelto en música. Un plato de categoría.
    Buen viaje y feliz regreso, Madreselva.
    Salu2 mermelosos.

    ResponderEliminar
  5. Bueno a mí esto de la mermelada, me ha dejado muy tocado "tocado y bien sobado quisiera yo estar" Y ya si tiramos manos del texto que has colocado, creo que tengo algo de calentura que se decía antes, perdón; ahora para ser más finos se dice fiebre. Unas décimas seguro que tengo, entre esto y algo de frío que he cogido esta tarde viendo en un centro comercial la actuación en directo del genial Raúl Cimas, como que no estoy muy allá. Será cuestión de bañarse con fría, para rebajar ese recalentón. O mejoro, o me da el mono fuerte.

    Besos Eva ZARZAMORA.

    ResponderEliminar
  6. Perdón antes del fría, me ha faltado agua. No es que me bañe con ninguna que se llame "fría".

    ResponderEliminar
  7. ¡Y qué viaje tan interesante, mi guapa amiga! Sea donde fuere, te están tratando de maravillas… ande, a seguir con las mermeladas, que el mundo sigue girando mientras los locos lindos degustan la vida.
    Abrazo apretao y con mi cariño de siempre.

    ResponderEliminar
  8. aunque sea muy dulce, probarla con deleitación y a toda hora del día...
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Delicado y sensual. Felicitaciones y feliz viaje Evita.

    Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  10. Me has dado unas buenas noches muy dulces.

    ResponderEliminar
  11. Yo prefiero las almejas con cava Brut a ser posible... :))
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  12. A buen lugar fue a esconder los miedos. Esa intermediación de la mermelada entre la lengua y la piel y entre la piel y la lengua le dan al amor, a la tierra y a lo humano un sabor a gloria y ternura.
    Esta forma de amarse nunca agota los recursos ni los versos de la piel y de la rosa.
    Besos mi Cantaora!!!

    ResponderEliminar
  13. Mientras vienes de viaje, nos prepararemos unas tostadas de mantequilla y mermelada.

    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Mmmmmm ¡¡vaaaaya viaje nos has pegado cieeeelooo!! jajaja
    Que el tuyo sea como mínimo...¡¡¡ igual de deliciooooso !!! :-)



    Muaaaaaaaaaaaaaakss!! bonitaaa... eso sí, recuerda volver...¿Ok?;))

    ResponderEliminar
  15. Sensual y refrescante...

    Buen viaje.

    Besos

    ResponderEliminar
  16. Más que mermelada en el pezón has puesto la miel en los labios.
    Muy sensual

    Un beso, Eva. Buen viaje

    ResponderEliminar
  17. Sensualidad golosa; Buen viaje con mermeladas desconocifas...

    ResponderEliminar
  18. Qué maravilla, qué sensualidad... Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Como siempre ....leerte es ponerseme los pelos como escarpias..
    Siempre tuya mil bso ..

    ResponderEliminar
  20. Ey, Zarza, que madresselvas me tientan
    y a mermelada y confitura
    con tres besos de dulzura se le añaden tentacionbes
    (...'el viaje las acrecienta, près de Annecy...!')

    muchos besos

    ResponderEliminar
  21. Nada que añadir a tus palabras. Ya queda dicho todo ;-)

    Bss.

    ResponderEliminar
  22. buena combinación de gustos, texturas y sabores... algunas cosas mezcladas son muy placenteras... salu2 y besos...

    ResponderEliminar
  23. Pues eso digo yo... como abeja al panal :)
    Mare de deu com esta el patiiiii :))))



    Bss

    ResponderEliminar
  24. Nada mejor que un cuerpo receptivo para fundir las texturas de la mermelada y la piel... Dulce, exquisito y sumamente sensual.

    Besos!!!

    ResponderEliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva