viernes, 20 de mayo de 2016

A VECES




A veces nos llega una primavera perfumada de otoños... 

A veces la escritura se baña de púrpura y de lunares.
A veces la llama de la incertidumbre se apaga con una lágrima certera, si apunta bien al fuego del abismo.
A veces tu mirada no me basta y necesito de esos otros ojos que me buscan. A veces los rascacielos ocultan las ramas de tus brazos que me arraigan a la savia de la raíz a la que pertenezco... onírica...






A veces los libros suenan a letras cuando el lector de tus labios pronuncia un hipérbaton en la lengua herida de este marcapáginas que no encuentra la línea  aquella que a fuerza de perderse en las estanterías, nos escribimos aquel día.




A veces me es imposible llorarme en ti y crecerme bajo esta lluvia pupilácea en ese futuro que le arrancas de cuajo  a un pasado, que de tan nuestro, brota semillas en este presente en el que te escribo y ni sé quien soy... mientras te invento, imagino... esbozo, y aún sin saber quien soy te beso en las lunas de un octubre.





A veces el manto de las olas se diluye en nuestro espigón y nos estampa sus realidades.
A veces el discurso de los mendigos nos pide la limosna de todos nuestros te quieros mancos, que bajo manga, dejamos en su manta como un relicario de emociones, a los que los maderos se llevan a sumideros de corruptas ilusiones.





A veces, la palabra, es tan corta, que cuando te digo te quiero, resuena en el pico de las palomas roncas, y en su zureo, tu voz, cuando en la barandilla de mi balcón, llegan aleteando, y  torpes en mis labios, indecisas, y trémulos  mis recuerdos,  éstas,  los llenan con tus/mis versos... 

de sonetos y epílogos volátiles por escribir,
que se llevará el viento...





A veces sucede que también me caso de ser mujer.












19 comentarios:

  1. Ya voy llegando...
    Y gracias por su lealtad.
    ;)

    ResponderEliminar
  2. Vas llegando, de dónde, si nunca te fuiste, sucede que...

    A veces el verso vuela en universos desconocidos, para recoger la templanza que solo el tiempo alcanza.

    He dicho

    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Hola Zarzamora , vuela libre como los pájaros y en tu pico llevas los poemas más bellos que se pueden recitar , como tú bien dices yo también vuelo hasta aquí para desearte un feliz fin de semana , besos de Primavera de esta Florecilla viajera.

    ResponderEliminar
  4. Pues me alegro que vayas llegando amiga y sigas produciendo tan lindos textos y dejes ver esas bellezas de fotografías.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Escribes con una profundidad maravillosa, llena de matices aún en tus frases más claras. Para rematarlo escoges unas imágenes para acompañar al texto que dan ganas de perderse en ellas, de buscarles nuevos significados además del que tú nos regalas.
    Estás que te sales, guapa :)
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Tal pareciera que te has olvidado la dedicatoria, en cualquier caso, una maravilla, como siempre :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  7. Me alegra saber que vas llegando.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. A veces todos somos todos. Sin saberlo, afortunadamente.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. a mí, la primavera, se me hizo invierno antesdeanoche... y es que aunque siempre he sido rara, cuando me hacen sentir así personas que se supone que me quieren me quedo helada...
    en fin... no te voy a contar mis penas después de un post tan precioso, y menos después de leer que vas llegando!!
    así que muchos besos!! y gracias por el post y por el poema!!

    ResponderEliminar
  10. Ah, l'amour, l'amour, tojours recomencé.

    ResponderEliminar
  11. A veces solo la letra suelta, la imagen surrealista, el sentimiento al viento, la lágrima cristalizada pueden dibujar qué somos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  12. A veces es bueno hacer un buen recorrido al interior para seguir soportando lo externo.
    Besos mi querida Eva. Feliz de poder asomarme de nuevo a tu balcón

    ResponderEliminar
  13. La otra vez te busqué y no estabas. Admiro el poder irte cuando quieras y volver cuando te de la gana.


    Un abrazo muchacha

    ResponderEliminar
  14. Durante el día, cuántos a veces nos suceden... nadie los expresa mejor que vos, ZarzaEva.
    Un abrazo inmenso.

    ResponderEliminar
  15. Tienes razón, Zarzamora. A veces nos cansamos y hastiamos de todo.
    Que seas pocos esos momentos. Ojalá.
    Salu2 reposés.

    ResponderEliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva