lunes, 4 de julio de 2016

Je suis Baghdad aussi.



                                                                                 Ayer,  Baghdad.
                                                               
                                                                
                                                

                                               Mismo dolor.

Misma impotencia.




 Poco importa cuál sea el país: 
estos locos no saben de fronteras y



 "Una vida, es una vida".


Al menos, para mí.







"Que no se mata, pinches cabrones, que no se mata".
Frase robada al amigo Nán.









13 comentarios:

  1. Amiga, me uno a tu grito, y sí, es el mismo dolor, no importa en que país se produzca, todo somos uno.
    Que tengas una buena semana querida Zarzamora.
    Besos querida amiga.

    ResponderEliminar
  2. Si coño, a ver si se enteran ¡QUE NO SE MATA, JODER!
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  3. Pero pues, nunca lo entenderán.

    Besos Eva.

    ResponderEliminar
  4. No estoy por cualquier pays sino por toda una humanidad libre y feliz...suenos y "los suenos suenos son"

    ResponderEliminar
  5. Cuando domina el fanatismo y va de la mano de la soberbia de creerse elegidos y poseedores de la verdad, qué difícil es dialogar sin bombas de por medio.
    Besos, preciosa Zarcita.

    ResponderEliminar
  6. Cuanto daño trajo a la humanidad la religión.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. Toda ideología cuando se lleva al extremo, pasa a ser un maldito cáncer para la humanidad. Lo vemos en la religión, pero también en la política. La política y la religión, que en muchos casos se entremezclan, son las conductas humanas que más muertes llevan consigo. Pero la gente quiere ser gobernada y quiere tener un dios, por lo que la sangre no dejará de correr por el momento. Creo.

    Más saludos, Zarzamora!

    ResponderEliminar
  8. Y uno tras otro van cayendo, derramada la misma sangre roja y caliente. Y seguimos quietos, anticipando la inmovilidad de la muerte con los dedos cruzados por no ser el siguiente, e incluso ahi quien rezando al mismo dios que impulsa al asesino.

    Con miedo estamos muertos.

    (un beso)

    ResponderEliminar
  9. La geografía del dolor es tan amplia...
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. No, no se mata.
    Y en este caso no es por ideología ni religión. Ya no cuela. Y quien no me crea, que investigue.

    Besos, querida Rebelde.

    ResponderEliminar
  11. ¡Hatajo de descerebrados!
    Salu2, Zarzamora.

    ResponderEliminar

Rebeldes que dejaron su Madreselva